Subir montañas. Aprender, avanzar y mejorar… siempre mejorar. Luchar y perseverar… siempre perseverar. Imaginar y soñar… siempre soñar. Compartir, sentir y reír… siempre reír. Fracasar y triunfar… como aprendizaje. Intuir y prever…puede no ser cierto lo que ves. Entender el entorno… que no conoce piedad. Escuchar las señales… que son legión. Navegar… con calma justa. Decidir… es tu libertad. Asumir el sufrimiento… que alguna vez llegará. Proteger… el compañero es tu mitad. Corazón caliente y sangre fría. Humildad debida.
Aún así… nada es seguro. Nadie te obligó… y a nadie exigirás.
Luego… bajar de allí… con las mismas reglas.
Vivir.


jueves, 10 de enero de 2013

Droites

Las Droites forman parte de un impresionante espinazo que parece delimitar perfectamente los dos grandes ríos helados que recorren... al Norte y Sur... ésta fantástica muralla. Por un lado... el glaciar de Argentière y al otro la Mer de Glace.

Todas las grandes paredes que se levantan... más intimidantes en su orientación norte, tienen entidad propia... aunque en la lejanía pudiera parecernos que pertenecen a la misma cresta que se inicia en la Aig. Verte, Droites, Courtes y Triolet... cerrando el circo glaciar por la vertiente de Argentière y las Grandes Jorasses por la Mer de Glace.


Las Droites tienen dos cumbres bien diferenciadas por una cresta que, en su punto medio, quedan separadas por una brecha de menor altitud (3.944m.)... por cierto... actividad ésta poco frecuentada pero de un ambiente alpino inigualable.

La cumbre Este (4.000m.) fue ascendida, por su vertiente Sur, el 7 de agosto de 1876... H. Cordier, J. Oakley Maund, A. Maurer, Johann Jaun y Thomas Middlemore.
Actualmente es uno de los itinerarios de descenso más seguros y utilizados por los que llegan a dicha cima.

La cumbre Oeste (3.984m.) y el itinerario actual de "ruta normal"... también en la vertiente Sur... fue curiosamente inaugurado durante el descenso de la travesía entre cumbres... el 15 de agosto de 1905 por E. Fontaine, L. Tournier y Jean Ravanel. 
Sin embargo ya se realizó el 17 de agosto de 1904 la travesía de las cumbres de Este a Oeste... a cargo de L Distel y H. Pfaunn.

El primer descenso desde la "Brecha" de las Droites (3.944m.) hubo de esperar a 1928 y corrió a cargo de Marcel Bozon y R. Jonquière.

La "cara norte" de las Droites debería aguardar turno hasta mediados de los años 50... no en vano fue una pared "esperada y deseada"... siempre a la vista y siempre a la espera de valientes.
Entre los días 5 y 10 de setiembre de 1955... Pierre Cornuau y Maurice Davaille, utilizando técnica pesada, resolvieron uno de los sueños que quedaban pendientes en los Alpes... una cara norte que abrió la puerta a las nuevas oleadas de alpinistas europeos.


Si existe en los Alpes una pared de hielo con más continuidad, verticalidad y longitud (1.000m.)... ésa sería las Droites... basta con sentarse tras los ventanales panorámicos del refugio de Argentière, un día de invierno despejado y frío... mientras sostenemos un caldo hirviendo entre las manos... dejandonos llevar por la imaginación para descifrar cuantos pasos y golpes de piolet serán necesarios para colocarnos en todo lo alto.

La ruta que ahora nos ocupa es moderna y, al igual que ocurre en las montañas de hielo... nunca perderá su identidad y mantendrá el aspecto sobrio que la caracteriza.
Conocida como "la Ginat"... fue inaugurada el 24 de julio de 1978 por Jean Ginat, J,Marc Troussier, Gilles Modica y J.P. Simon.


Una joya alpina que bien merece visita.

APROXIMACIÓN.

En invierno la aproximación más corta y rápida pasa por Grands Montets... cuando el glaciar que se estrella contra las paredes tiene las grietas tapadas y permite una marcha cómoda a media ladera hasta el islote rocoso que se encuentra frente a la cara norte.

Sin embargo es terreno peligroso... y se hace necesario agilizar, mucho, el paso... sobre todo bajo la temible barrera de seracs de la Aig. Verte.


El uso de esquis facilita un paso veloz, aunque tampoco conviene menospreciar la posibilidad de encontrar grietas peligrosas... así pues, quedará a consideración personal si se decide éste camino o se prefiere, también desde Grands Montets... bajar directos al glaciar de Argentière aunque esto supone olvidarse de la media ladera y tener que volver a subir en dirección al refugio o el islote rocoso (caso de optar por vivaqueo).
Suele mantenerse una buena traza de esquiadores en ambas posibilidades.

DESCENSO.

En buenas condiciones... la bajada más rápida sería desde la "Brecha" de las Droites... y justo ahí es donde terminaremos la vía Ginat.
Algo más de media docena de rápeles en terreno caótico y siempre atentos a los desprendimientos... tratando de "pegarnos" al margen orográfico izquierdo... incluso más allá de donde se abre el glaciar.



Si se desea alcanzar la cumbre tendremos un trabajo extra y nada facilón... que nos llevará, unas veces por la vertiente Norte y otras por la Sur... superar los escasos 60 metros que nos separan de la cima Este... de la que podremos descender por el itinerario considerado la "ruta normal"... la de 1876.

Graduado como AD... necesitará destrepes y algún rápel para evitar resaltes... pero es ruta segura.



En ambos casos nos llevará unas tres horas alcanzar el refugio de Couvercle... habiendo bordeado el "jardín del glaciar de Talèfre".
Luego habrá que "intuir" por donde andan ésas escaleras que nos depositen en el glaciar... aunque en caso de pérdida siempre encontraremos algún lugar para un par de rápeles.

En invierno suele estar libre el viejo refugio... protegido por una enorme lancha de granito y con ése toque antiguo que vimos en tantos libros... acogedor, pequeño y rodeado de maderas que destilan historia.

... el nuevo y el de siempre... en invierno...

¡magnífica imagen de un verano lejano!

LOGÍSTICA.

Ya hemos mencionado las dos posibilidades de acceso a la pared, por lo que el hecho de vivaquear o dormir en el refugio quedará al gusto personal... al igual que llevar esquis (esto nos obligará a escalar con ellos, al igual que con el equipo de vivac)... a cambio ganaremos mucho tiempo en la bajada desde el refugio Couvercle hasta Chamonix.

Si se desea ligereza... la opción de partir desde el refugio de Argèntiere será recomendable y nos permitirá, si no tenemos contratiempos, hacer cumbre y llegar al refugio Couvercle.
No obstante existen buenas repisas en las inmediaciones de la "brecha" de las Droites... noche toledana asegurada. Eso sí... las vistas a recordar ¡ah!... y el sol llega temprano.

MATERIAL.

*10/12 Tornillos hielo (cortos y medios... un par de ellos largos para Abalakov).
*10/12 Anillos+mosquetones.
*2/3 Clavos roca.
*Cordinos para Abalakov.
*Funda vivac.
*Infiernillo.

PELIGROS OBJETIVOS Y CONSIDERACIONES SOBRE LA RUTA.

Las mejores condiciones para "la Ginat" pasarían por el invierno... quedan lejos aquellos años en que abundaba el hielo en verano.

... veranos secos...

Personalmente sugiero esperar el momento adecuado para la escalada... en buenas condiciones el disfrute será inmenso y no soltaremos las herramientas en momento alguno.

Los peligros objetivos son mínimos y el emplazamiento de tornillos al gusto... insisto... si hemos esperado la oportunidad adecuada.

Mil metros... justos... graduados en AIV. Escalada seria... de resistencia... y puro ambiente "norteño".

Los horarios "normales" podrían estar entre las 10/17 horas... rimaya/cumbre.

Podemos dividir la pared en tres zonas bien diferenciadas... primero, el escudo inicial de unos 600 metros... en torno a los 60º.

... se acaba el escudo... y ya nos encordamos...

... tirada de transición...

Aquí es importante "ensamblar" (cuerda con seguros) o, aún mejor, escalar en paralelo al compañero (sin cuerda).
Resulta evidente que si se tiene intención de acometer ésta ruta... se tiene capacidad para "aguantar" el tipo ante una plancha de nieve dura (si está en hielo vivo... no es el día) que nos llevará en torno a tres horas superar... y que se nos antojará un tobogán excesivo... pero así es la cosa.

Ya estaremos bajo los siguientes 400 metros... aquí empieza la escalada...


Luego llegan un par de tiradas iniciales de cierta consideración... en torno a 85º... que nos pillarán en frío, esto unido a que lo suyo sería llegar aquí al amanecer tras escalar el escudo con frontal.



El terreno suaviza algo cuando empezamos a realizar una travesía ascendente a derechas durante varios largos... 75/80º... a la búsqueda del fantástico hilo blanco que cae de la "brecha".



Y... por fín... la cascada final... dos tiradas a 60 metros entre los 80 y 90º... de continuidad y con los gemelos bien calientes.

... cascada final...

... ¡ven... ven... verás!...



Éste sector sería la "joya de la corona"... una línea perfecta y encajonada entre dos torreones rocosos que parecen guardar la puerta que traspasamos.

... último largo...

Ya solo nos quedarán unos 100 metros en torno a 50/55º que nos depositan directamente en la "brecha".

Entre las "nortes alpinas" que he tenido la suerte de recorrer... ésta de las Droites se lleva la palma por el viento a favor que constantemente ayudó a los navegantes... meteo perfecta, condiciones perfectas y actitud perfecta.
No recuerdo haber disfrutado tanto... desde principio a fin... en escalada alguna de dimensiones similares.

... amanecer de marzo a -27º...

... Grandes Jorasses desde las Droites...

20 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias, Luis... agradezco desde aquí la inestimable colaboración de David "Jonchu", Ismael Santos y Tomás Mesón... que cedieron algunas de las fotos, sin las que nada podría mostrarse igual.
      Un saludos.

      Eliminar
  2. Creo que ya estábamos un poco nerviosos viendo que pasaban los días y que el "cronista alpino" no nos deleitaba con alguna joya...
    Un abrazo y hasta pronto.
    David.E.Resino

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, David... cierto que hemos tenido un parón, debido a cosas mundanas, pero ya estamos de nuevo listos para "asediaros".
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Carlos...animando el cotarro otra vez,jejeje...Impecable el relato.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Miguel Ángel... empezamos el año con buenas perspectivas pero se han parado un poco últimamente... así pues... ¡no hay que rendirse!... y ya con éstas rutas pues animamos al personal y que no decaiga.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Que gusto poder recorrer una pared así en buenas condiciones, con buena compañia y sintiéndose bien... gracias por ponernos los dientes largos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, Cabe... ésta fue una de ésas actividades donde todo fue disfrute... ¡a por ella!... la recordarás de largo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Carlos, teniendo la vía en cuestión en mi lista corta (la de las más deseadas), tu descripción me viene de perlas! Ni la guía de Damilano se le arrima
    un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Diego... ¡ya me extrañaba que tardaras! jejejej... una gran clasicorra de toque moderno que siempre sugiero esperar a las condiciones adecuadas... y las sensaciones se agolparán.
      Estoy seguro que lograrás tu sueño y, ya sabes, cualquier cosa que pueda ayudar... aquí estoy.
      Saludos cordiales.

      Eliminar
  6. muy bueno!! envidia de la sana!! esta actividad y la mayoría de tu blog! un saludo y algún día coincidiremos en el monte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Manu... ¡también me parecía que tardabas!...jejejeje... otro de corazón alpino.
      Por supuesto que coincidiremos... no es fácil librarse de mí.
      Saludos.

      Eliminar
  7. Carlos nos estás mal acostumbrando...en cuanto pasan los días y no aparece ninguna entrada..me pongo nervioso.
    Entran ganas de salir corriendo para allá, por que por "nuestra sierra" la cosa pinta mal.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ah!... Nicolás, quizá pensaste que emigré a tierras lejanas... jejejej. Cierto que empezó bien la temporada y ahora estamos algo tristorros... pero bueno... ya veremos.
      Entretanto pues hay que mantener viva la llama, aunque sea con actividades más lejanas... que ya nos llegarán las cercanas.
      Saludos cordiales.

      Eliminar
  8. Creo que la foto de la plancha la tenían colgada en Amadablan a la derecha del mostrador hace la pila de años.Mas de una vez me quede alelado mirándola mientras el Tino rebuscaba en la trastienda buscando lo que habias venido a comprar.
    Un saludo Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ah!... buena memoria. Cierto... es la foto donde se ve la cascada final... un magnífico largo de recordar.
      También pusimos otras fotos, según veíamos calidad de imagen... todas en papel ampliadas del soporte de la época... Ektachrome 200.
      Un cordial saludo.

      Eliminar
  9. Grandes rutas , grandes montañas y fabuloso relato amigo Gallego .
    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti,David... por ésa magnífica foto que me permitiste colocar en el artículo... impresionante.
      Un abrazo.

      Eliminar
  10. Hola Carlos, lo primero de todo felicitarte por tus extraordinarias actividaes y por este maravilloso blog con el que tan bien las documentas. Lo segundo es una pequeña pregunta; ando por estas tierras que describes y por lo tanto había comprado la cartografía del IGN francés, sin embargo, en esta entrada y la del Petit Dru, veo que tienes otras hojas en las que se aprecian mucho mejor corredores, cuerdas, morrenas etc... ¿serías tan amable de contarnos cual es la editorial de los mapas que has utilizado?

    Muchas gracias,

    Luis Resina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Luis.
      Mira... son mapas que compré en Chamonix hace muchos años. Fueron realizados por IGN francés en conmemoración de su 50 aniversario (ésta fecha se cumplía en 1990).
      Podríamos considerarlos como una edición para coleccionistas... puesto que los actuales serían más precisos... aunque pierden ése "toque" que tienen los antiguos.
      Según veo en el mapa... parece que fueron impresos por una empresa que se llama BERMUDES.
      Espero te sirva y puedas dar con ellos.
      Saludos cordiales.

      Eliminar