Subir montañas. Aprender, avanzar y mejorar… siempre mejorar. Luchar y perseverar… siempre perseverar. Imaginar y soñar… siempre soñar. Compartir, sentir y reír… siempre reír. Fracasar y triunfar… como aprendizaje. Intuir y prever…puede no ser cierto lo que ves. Entender el entorno… que no conoce piedad. Escuchar las señales… que son legión. Navegar… con calma justa. Decidir… es tu libertad. Asumir el sufrimiento… que alguna vez llegará. Proteger… el compañero es tu mitad. Corazón caliente y sangre fría. Humildad debida.
Aún así… nada es seguro. Nadie te obligó… y a nadie exigirás.
Luego… bajar de allí… con las mismas reglas.
Vivir.


miércoles, 10 de julio de 2013

Triolet

Del mismo modo que la Aig. de Triolet parece cerrar el circo de Argentière, con el Mont Dolent de centinela... del mismo modo "casi" podemos cerrar el capítulo de las nortes clásicas en ésta vertiente; bueno... nos faltaría hablar del la Aig. Verte con su corredor Couturier... todo llegará.

... Argentière, el glaciar de las nortes... al fondo el Triolet... luego Courtes, Droites y Aig. Verte... el Dru vigila...

La primera ascensión del Triolet no se realizó por Argentière... ocurrió por la vertiente Este, un 26 de agosto de 1874 a cargo de J.A.G. Marshall, U. Almer y J. Fisher.

Unos años antes, en julio de 1863, un nutrido grupo de alpinistas de la época... acompañados por guías entre los que se encontraba Víctor Tairraz y A. Adams Reilly, J. Birckbeck, G.C. Hodgkinson y J.J. Mieulet... lograron llegar al Col de Triolet (3.700m.) por la vertiente Oeste del glaciar de Talèfre, pero renunciaron a una cima ya cercana.
Su itinerario hasta el Col es el utilizado actualmente para el descenso de la Aig. de Triolet.


El 27 de julio de 1900... Thomas Maischberger, Franz Zimmer y Hainrich (Hans) Pfannl, retoman el itinerario anterior hasta el Col del Triolet... alcanzan el Col superior y hacen cumbre.
Queda así abierto el descenso total que más se utiliza hoy en día... y es el que reseñaremos más adelante.

Hubo un tiempo que "la norte del Triolet" se consideraba un mito... y conviene recordar que fue recorrida con crampones de 10 puntas - tallando escalones - y con un solo piolet - de madera... por supuesto -.

Un 20 de setiembre de 1931... Robert Gréloz y André Roch - suizos ginebrinos - inauguran el primer itinerario del Triolet por ésta vertiente Norte... 800 metros de rimaya a cumbre, entre seracs amenazantes.

Fue una norte deseada... como demuestra un intento el año anterior (1930), a cargo de B. Arsandeaux, G. Labour y P. Chevalier... en el que llegaron al segundo serac de la pared... intento nada despreciable y en el que se torcieron las cosas cuando ya sobrepasaron las mayores dificultades.

Esta es la escalada que ahora nos ocupa y a la que se accede por el glaciar de Argentière, donde se levanta el refugio del mismo nombre... con vistas panorámicas impresionantes del murallón que contiene algunas de las nortes que ya hemos detallado en capítulos anteriores... Droites y Courtes.

*APROXIMACIÓN.
Resulta el mismo camino que para las nortes de la vertiente... desde Grands Montets - o Chamonix para los más sufridores - hasta el refugio de Argentière.

Desde aquí... en torno a hora y media de suave pendiente llegaremos a una... o dos rimayas muy cambiantes que pueden ofrecer problemas... o no existir, según lo que haya ocurrido en la temporada.
Se localizan por debajo y encima de un abombamiento/serac... que también sufre cambios constantes.

*DESCENSO.
El Triolet ostenta un descenso largo en el que es necesario prestar atención.

Si los Dioses deciden que nos cubra la niebla al inicio de la bajada... éste será un buen momento para comprobar nuestra intuición para navegar por el lugar correcto, no es un tema menor, y por ello me explayo - quizá en exceso - en éste capítulo.


Desde la cumbre descenderemos el canalón que nos llevó a ella desde el Col superior... unos 100 metros que, según condiciones, podremos rapelar si lo vemos conveniente.


Luego existen opciones para llegar al Col de Triolet... según el estado de las cosas - nieves o rocas - descender directamente un corredor que nos deja en el collado... o atravesar las Petites Aig. de Triolet, vertiente Oeste, asunto éste que puede complicarse por el tipo de terreno a cubrir.


Una vez en el Col de Triolet... recorrer el "plateau" sin perder de vista la arista de nieve de la Punta Isabella, que desciende hacia el glaciar. Tan pronto como sea posible y por la zona más evidente - sin coger altura y tirando a la baja - montarse en la arista... ésta sería la forma más segura de evitar la zona de seracs que se amontonan en el centro del glaciar suspendido.


Igualmente abandonar la arista una vez sobrepasados los seracs y ya recorrer el itinerario, bajo las Courtes, hasta el refugio Couvercle.

... vista aérea del descenso...

Nos llevará fácilmente tres o cuatro horas alcanzar éste punto; si hemos optado por realizar la actividad en alguna temporada fuera de la estival, con el uso de esquís ganaremos tiempo si las condiciones son adecuadas... pero esto solo lo conoceremos sobre la marcha.

*LOGÍSTICA.
Al igual que hemos sugerido para cualquiera de las nortes de la vertiente Argentière, lo importante es madrugar... avanzar rápido y ligero de equipaje; si todo se desarrolla "como debe ser"... alcanzaremos el refugio Couvercle con la tentación de seguir hacia Chamonix... aunque una noche entre las mantas de ése lugar que veló los sueños de tantos alpinistas de leyenda, bien vale la espera del amanecer.

*MATERIAL.
* 6/8 Tornillos (medios y uno largo para Abalakov).
* 8/10 Anillos+mosquetón.
* 1 Jgo. Fisureros.
* 2 Estacas de nieve o "Deadman" (aconsejable).

*PELIGROS OBJETIVOS Y CONSIDERACIONES SOBRE LA RUTA.
Los peligros objetivos de la cara Norte del Triolet son importantes... tanto es así que su graduación se mueve en los extremos del grado de compromiso y el técnico... en la vieja escala D 70º... y en la moderna V/AI3 IVº (compromiso/hielo alpino/grado máx. roca o su equivalente en mixto si encontramos hielo)... recordad el asunto de graduación hielo/roca.

Solo se recomienda emprender la escalada con todos los vientos a favor... suponiendo que tal cosa pueda existir.


En las últimas décadas han ocurrido movimientos en los seracs de la ruta y se hace imprescindible contrastar la información sobre el estado de las cosas en la Maison de la Montagne de Chamonix... donde pueden informarnos de las condiciones y echar un vistazo a los comentarios sobre las últimas escaladas de otros alpinistas - cosa muy recomendable que también hagamos a nuestro regreso... esto ayudará a otros -.

La ruta tiene varios sectores bien diferenciados: una vez superada la primera rimaya... es posible encontrarse otra ya cercana a un estrechamiento entre dos islotes rocosas muy característicos - 60/65º con posibilidad de mixto si la temporada no fue buena -, luego recorrer una pala (60º) en travesía ascendente que conecta con el primer serac... y que sobrepasaremos por su izquierda (tramo corto máx. 70º).

... primera barrera de seracs...

Alcanzaremos el segundo serac por una rampa amable (40/45º)... para situarnos casi en la vertical de las Petites Aig. de Triolet... y lo atravesaremos por la derecha (60/70º) para ascender en diagonal a izquierdas hacia el Col superior.

... segunda barrera de seracs...

En ése punto del segundo serac existen posibilidades de escape... una sería hacia una arista de nieve que separa el Petit Triolet de las Aig. de Triolet (más recomendable)... y otra que se dirige a la brecha entre las Petites (más complicada para bordear a su hermana, vertiente Oeste).

Sugiero terminar el recorrido al menos hasta el Col superior... pero se indican como opción si por alguna razón hay que cambiar el plan; estas dos posibilidades de escape tienen su trabajo... y si hay que elegir quizá sea más amable la que nos lleva a la arista del Petit Triolet.

Una vez en el Col superior... un canalón/chimenea evidente - unos cien metros - por terreno fracturado y con posibilidad de nieves (III+... máx. IV)... llegamos a la cumbre de la Aig. de Triolet... con vistas impresionantes.

... col superior de Triolet... ya solo quedan 100 metros de roca/nieve...

Un horario normal para ésta cara Norte de 800 metros, se mueve entre las 5/8 horas... si todo va bien, existen buenas condiciones, y lo más importante, las rimayas de entrada no están demasiado "infernales".

Al hilo de esto y puesto que solo guardo media docena de fotos de mi primer viaje a los Alpes en el 77... y ninguna de las escaladas que realizamos... vuelvo a tirar del "cuaderno espiral" donde anoté algunas impresiones sobre la norte del Triolet.

... Circo de Argentière con el Triolet asomando a la derecha (torre rocosa)...

"... ya quedó atrás la tremenda rígola que tuvimos que recorrer por su fondo, antes del estrechamiento rocoso... también la primera barrera de seracs... y la segunda, cuando comienza a amanecer, y aparece ante nuestra vista una plancha de hielo negro y duro como el acero.
Golpeo una y otra vez... saltan desconchones y aquello se hace eterno... tallando repisas para descansar de los calambres que se agarran a los gemelos... ufff... esto me parece muy duro... no sé...".


... 1977... Grands Montets... ¡a por el Triolet!...

Al año siguiente (1978) nos esperaba el Chacraraju (Andes)... y de nuevo nos asaltarían los calambres y el recuerdo de la escalada del Triolet.


*Fotos de Antonio Giani... Ueli Raz... Veloski (Skitour)... Angelo Elli... Michel Caplain... OlivierC (CamptoCamp.org)... jkdjulia.

8 comentarios:

  1. ...Otra de la lista de pendientes... y encima con estas descripciones tuyas se hace más difícil buscar excusas...
    gracias de nuevo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Diego... por mantener viva la llama de los "clasicorros".
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. "esto me parece muy duro...no sé.."
    creo que lo resume todo (aunque ya está bien guardadito en el disco duro de mi ordenador)
    Un abrazo Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno... hay que tener en cuenta que hicimos ésta norte en el 77... con crampones de 12 puntas pero piolet de madera y maza/piolet de la época - no como los ginebrinos... pero casi - jejejeje... y en condiciones de hielo muy duro.
      Realmente es una norte amable... de grado muy asequible... pero con elevado compromiso, por lo que habrá que elegir bien el momento y que sea lo que tenga que ser.
      Un abrazo, Nico Isa.

      Eliminar
  3. Yo poco a poco estoy engrosando el archivador con todo este despliegue de croquis de Alpes. Una vez más, felicidades por poner tanto cariño en elaborar una información tan precisa.
    Un abrazo. David.E.Resino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, David... seguro que le metes mano a algunas de las que te gusten; un viajecito y ¡zas!.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. No tengo palabras para este blog, solo aplausos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ramón. Un placer compartir.
      Saludos cordiales.

      Eliminar